viernes, 14 de marzo de 2014

DE “SABIOS”, “BURROS”, E IMPUESTOS


Más “Montoradas”, digo más burradas para tomarnos el pelo: ¿Informe de expertos sabios sobre el tema de mejorar los impuestos españoles?. ¿Son tan “burros” los del gobierno, que necesitan los consejos de un supuesto comité de “expertos sabios” para reformar los impuestos?.

A decir verdad, creeré que alguien es sabio, cuando haga ver bien que los impuestos son siempre un auténtico robo, que el gobierno es siempre el mayor ladrón que te esquilma en toda una vida una verdadera fortuna, y que lo sabio es siempre un país casi sin impuestos en el cual nadie vive o se aprovecha a costa de lo que un tercero suda, y que en todo caso, cada casa se gane lo propio a base de trabajo, esfuerzo y sentido del ahorro…., porque los impuestos son siempre la desmotivación de la gente emprendedora, de la gente que trabaja de verdad y se esfuerza en salir adelante. Y en un país donde nadie está motivado para trabajar, prosperar, emprender y arriesgarse, y en donde cada día desaparecen más los valores del trabajo honrado y eficaz, y del esfuerzo,...es un país que retrocede en todos los sentidos.

Por tanto, lo que diría un auténtico sabio: ¿impuestos?, no gracias. Trabajo sí, impuestos no. Emprendedores sí, ladrones no. Libertades sí, imposiciones tributarias no.

Porque ya vimos que quien prometió “+ empleo y – impuestos”, al imponer mayores tributos, sólo logró más desempleo,…y un país menos libre y más inseguro. ¿Y de verdad, es eso lo que queremos?.

Así que bueno sería que el gobierno se bajara el Olimpo, dejara de buscar consejo en los sabios más equivocados, y se mezclara entre la multitud, entre el pueblo soberano que es la víctima y quien sufre sus desmanes,….que ese pueblo sufrido sí le iba a aconsejar bien qué hacer con los impuestos. Y es que en un pueblo sufrido, oprimido por la casta política, y que cada día se siente menos libre,….ese sí tiene sobrada sabiduría para aconsejar a un gobierno lo que tiene que hacer con los impuestos. Pregúntale al frutero de la esquina, al mecánico del barrio, a la peluquera, al viejo “chapuzas” que ahora no tiene trabajo, al dueño del bar,….o a cualquiera de esos héroes anónimos que tratan de sobrevivir saliendo adelante, ….es por aquí donde se encuentran los verdaderos sabios a los que pedirles consejo sobre los impuestos, y muchos otros temas más. Es por ahí donde se pueden encontrar las ideas para curar a nuestro país de esa enfermedad crónica cada vez peor y más extendida que se llama codicia recaudatoria.


¡Dejen ya de buscarse falsos sabios y de tomarnos a todos por burros,…por favor! . Más seriedad, señores.