lunes, 10 de mayo de 2010

EL ABSURDO DESPILFARRO DE LAS VALLAS “PLAN ZAPATERO”

Este es el gigantesco letrero que han colocado frente a la guardería municipal de mi barrio donde se están haciendo algunas obras de mejora de las aceras, muro, y adyacentes de la misma, aprovechando los fondos estatales por parte del ayuntamiento, que como puede verse, anuncia una remesa del Plan Zapatero II, esta vez dedicado al ”empleo y sostenibilidad local”. Como se puede ver, el presupuesto asciende a 23.200 euros, y por lo que tengo conocimiento, tan sólo la valla sostenida por dos palos metálicos, tiene un coste aproximado de unos 1500 euros, o sea, el 6,47% del presupuesto anunciado. De ahí mi crítica va hacia la inutilidad de esa valla, que supongo que tan sólo tiene fines publicitarios a favor del gobierno, para dar la imagen de que está haciendo cosas para el país. Toda una astuta muestra de marketing político gratuito a favor del gobierno,como si dijera “aquí el Sr. Zapatero ha concedido dinero”.

Lógicamente el gobierno tiene que hacer cosas a favor del país, pero esa publicidad que anuncia a bombo y platillo con esas vallas tan grandes y tan costosas, era un gasto totalmente innecesario que hubiera podido ahorrar muchísimo dinero que mejor se hubieran destinado en otras inversiones de utilidad para las necesidades de país.

¿Acaso los particulares cuando hacen obras en sus fincas, ponen una valla así de grande y llamativa?. Si con la simple placa del permiso municipal ya es más que suficiente para iniciar públicamente una obra, ¿no podría seguir el mismo ejemplo el gobierno en anunciar la financiación de sus obras?. De aquí se ahorrarían muchísimos miles, y hasta millones de euros del dichoso “Plan Zapatero”, para destinarlos de forma mucho más inteligente y racional en otras de las muchísimas necesidades que reclama ese país nuestro tan castigado por esa dichosa crisis de la falta de confianza y de lo carísimo que se ha puesto todo, sobretodo por culpa de los impuestos.

Y esto es tan sólo un caso de los muchísimos que existen en el que la administración y su inútil burocracia despilfarra sin sentido, y que haría bien una buena observación para optimizar los gastos que de verdad no son de ninguna utilidad ( y entre otros de esos gastos inútiles e improductivos, me refiero por ejemplo, a sueldos y pensiones de los políticos incluidos).

La valla que expongo a continuación es mucho más realista: expone claramente la verdadera situación económica del país, y por supuesto, el gobierno no ha pagado esa valla. Pero tiene su gracia.