viernes, 29 de enero de 2010

SUBJETIVO IMPUESTOS ( SEGUNDA PARTE )



COMPARACIONES ENTRE LOS IMPUESTOS EN ESPAÑA Y EN ESTADOS UNIDOS:

En Estados Unidos, un toque de atención por parte de Barack Obama sobre reformar el sistema sanitario, es como un susto que para los norteamericanos es lo mismo que decirles: “los contribuyentes tendrán que pagar más, a cambio de un servicio público universal de salud”, y las consecuencias de esta provocación son un voto de castigo al presidente en las elecciones parciales de Massachussets o en Ohio, feudo de Obama, que le obliga al primer mandatario estadounidense a replantear su política fiscal teniendo en cuenta la fuerte mentalidad anti impuestos de los americanos y los arraigados valores de trabajo y libertad como referentes para alcanzar el sueño americano. En la España de Zapatero, paraíso de los impuestos y la picaresca que conllevan a la corrupción, con una confusa oposición del Partido Popular que no ofrece ninguna clara alternativa de gobierno para solucionar el gravísimo problema del paro y la crisis económica, se da la casualidad de que bajan las pensiones a los jubilados, o empadronan a cualquier extranjero (aunque sea ilegal) que automáticamente supone más impuestos para los contribuyentes españoles al mismo tiempo que más difícil se les pone a los españoles encontrar un puesto de trabajo, tener mayores problemas de conseguir una plaza escolar para sus hijos en el colegio más cercano, o recibir un mal servicio en el ambulatorio siempre lleno de toda clase de inmigrantes; y aparentemente nadie dice nada por estar los medios de comunicación manipulados( a excepción de internet, donde las voces de los blogs o los foros claman con verdades más creibles). Con un escandaloso déficit público, y con una codicia recaudatoria cada vez más voraz, con más radares por todos los rincones de todas las carreteras del país en pos de nuevas multas a esquilmar a los contribuyentes, con una próxima subida del IVA que nos está por caer en el próximo verano,... y el gobierno español del PSOE se muestra tan optimista que ya lanza a bombo y platillo que ya estamos empezando a salir de la crisis, entrando por la senda de la recuperación. Estados Unidos, desde luego sí va a salir de la crisis porque allí predomina la mentalidad del trabajo, el esfuerzo y la competitividad; en España, con la mentalidad de la picaresca, de subir constantemente los impuestos por parte de cualquier partido político, de empadronar a cualquier extranjero aunque sea irregular teniendo en cuenta que aparte de que nos quitan empleos también por su causa mantenemos nuestras prisiones llenas en su amplia mayoría de extranjeros que además sobrecargan las labores judiciales, y de vivir de gorra por parte de esta vergüenza de políticos que tenemos, etc.. etc..... ya me explicarán cómo vamos a salir de la crisis y arreglar el paro, si por parte de todos nuestros políticos lo que tenemos son palos en las ruedas en forma de leyes que nos impiden poder salir adelante por nuestra propia cuenta como sociedad civil. Es evidente que entre malas leyes y malos políticos, somos un país tremendamente castigado, que salir adelante nos va a costar muchísimo, que nos convierte a todos en insolidarios, y que sólo sobrevivirán los más fuertes y listos, quedando el resto de la sociedad civil en la constante incertidumbre y marginados en la pobreza crónica..

Claro que algunos impuestos son necesarios para financiar ciertos servicios del Estado, pero únicamente los imprescindibles, no los miles de millones que se destinan a las pagas de los enchufados, o a subvencionar cosas que de verdad no se benefician los españoles. Eso me hace recordar una cita de Gaspar Melchor de Jovellanos: “Todo impuesto debe salir de lo superfluo, y no de lo necesario”. Es decir, que debería gravarse el lujo, los grandes coches, las grandes viviendas, las joyas, los restaurantes de 5 estrellas, ....enfin, lo que es capricho de los ricos. Pero lo malo es que se da más preferencia a gravar lo que son necesidades básicas del común de los ciudadanos, porque así se aseguran de recaudar más.
Tengo una muy buena amiga mía, que es persona muy preparada e instruida con unos cuantos títulos universitarios y dominio de unos cuantos idiomas, que con el claro propósito de que le de difusión, me lo ha enviado un escrito sobre algunas verdades comparativas entre los impuestos en Estados Unidos y España, por lo que lo inserto en mi blog, para difusión, lectura y conocimiento de mis lectores internautas. Es muy interesante que conozcamos estas comparaciones que dan mucho para reflexionar, porque ha de llegar un día que todos estos males derivados de los impuestos y las malas leyes, de la falta de libertades, y de la falta de respeto a la dignidad patriota de los verdaderos españoles favoreciendo a otros extranjeros, que actualmente está sufriendo nuestro país, algún día entre todos tendremos que hacer algo para que cambie, y para que nuestros hijos y nietos puedan tener un futuro mejor, con trabajo, mayor dignidad, libertad, y justicia para todos,...en la que ser español sea considerado como un orgullo. He aquí el ilustrativo comentario del texto (fijaos en lo curioso que resulta de que se sobrevive mejor en Estados Unidos, con muchísimos menos impuestos, que en nuestra España, país donde desgraciadamente la voracidad recaudatoria no tiene limites, pero que al mismo tiempo la pobreza alcanza cada día capas más amplias de nuestra población):

VERDADES:

Lo que pasa en España es que los “sociatas” después de dejar el país prácticamente en bancarrota y profundamente desunido, han convencido a muchos españoles de que España es un “paraíso” y de que en otros países como Canadá, Gran Bretaña y sobre todo EEUU la gente no tiene sanidad, no tienen derechos, hay mucha delincuencia y mucha pobreza.
Esta propaganda se consigue teniendo una Nación de ignorantes, analfabetos y chupones.-
Vamos a contar algunas verdades sobre USA :
A un español le cuesta la gasolina más del triple que a un estadounidense. A un español le cuesta la tarifa del teléfono móvil el doble que a un estadounidense.
A un español le cuesta la electricidad un 80% más cara que a un estadounidense. A un español le cuesta las comisiones bancarias y mantenimiento de tarjetas de crédito un 80% más caras que a un estadounidense.
Un coche que a un estadounidense le cuesta 2.000 dólares a un español le cuesta 18.000 euros.
El IVA en USA es de un 2% la parte del Estado donde se reside, y un 4% la parte federal (o sea, el Tío Sam). En total un 6% PARA TODOS LOS PRODUCTOS cuando en España es de un 16% para muchos productos y ahora la van a subir a un 18%.
Los impuestos “especiales” sobre tabaco y alcohol no existen en USA . En España llegan a alcanzar el 320% del valor del producto.
En USA las empresas no pagan algo equivalente al IAE (Impuestos de Actividades Económicas) español.
El impuesto de circulación del vehículo que pagamos los españoles tampoco existe (aparte de la ITV, zona verde, zona azul, aparcacoches forzosos, etc.). En USA , en algunas ciudades, pagan algo llamado STICKER que faculta para aparcar durante un año en todos los parkings municipales y vale alrededor de 15 dólares.
Las tasas e impuestos municipales son casi inexistentes en USA .
Los estadounidenses no pagan contribuciones municipales IBI
Un estadounidense no paga IRPF si sus ingresos son menos de 3.000 dólares al mes.
Un español paga más del doble que un estadounidense por los seguros de hogar y coche.
El sueldo medio en USA es el triple del sueldo medio en España.
Un estadounidense no paga nada parecido al impuesto de Sucesiones y Donaciones que está en vigor aún en muchas autonomías en España.
Los españoles pagamos 86.000 concejales, casi 9.000 alcaldes, 17 Presidentes de Autonomías, más de 300 “ministros” autonómicos, casi 1.600 parlamentarios autonómicos, 350 diputados en Cortes, 300 Senadores, 200 parlamentarios en Estrasburgo, 26 Ministros, 200 Directores Generales, más 2.000 asesores, más de 300.000 liberados sindicales, etc..., etc..., etc... Casi hay un funcionario, pensionista o chupóptero de los presupuestos cada 3 habitantes. En USA hay un funcionario cada 145 habitantes.
En USA no existe Sanidad pública (del Estado) para aquellos que ganen más de 2500 $ al mes, pero no te quitan nada de impuestos en este campo, mientras a un español le quitan de media de su sueldo con destino a sufragar la sanidad pública unos 300 euros mensuales y la empresa paga otros 400 más como mínimo. Con esos 700 euros mensuales (unos 1.000 $) cualquier estadounidense se paga un seguro privado del máximo nivel (los equivalentes a ADESLAS, SANITAS, etc... pueden costar en USA unos 350 $ mensuales).
Las escuelas suelen ser públicas y de buen nivel. Los libros los tienen los alumnos en concepto de “préstamo” y no deben comprarlos. Y además, asesinos como los etarras, los que violan y matan niñas, etc.... pueden ser ejecutados (y como mínimo no vuelven a ver la luz del sol).

Una vez leídas esas comparaciones, habría que reflexionar sobre la inmensa cantidad de errores garrafales que han cometido los políticos españoles legislando contra nuestro propio país. El legado político que han dejado nos ha salido de un coste carísimo, y resume que a más impuestos, más picaresca, más corrupción, más delincuencia, más pobreza, y menos trabajo, menos progreso, y por consiguiente menos paz social, al mismo tiempo que una crónica incertidumbre en nuestro sufrido país, que ya es como un cáncer social que tenemos que soportar los españoles más desfavorecidos.