domingo, 17 de abril de 2011

ABSURDAS INJUSTICIAS

Recuerdo un dicho que dice: “En este mundo nada es verdad ni mentira, y todo es según del color con que se mira, sea justo o injusto”.

Alguna vez me he parado a imaginar un mundo donde no existieran las guerras, las enfermedades, el hambre, la envidia, la vagancia, la delincuencia, la explotación, la marginación, el maltrato, la incultura, y a veces tampoco siquiera los malos pensamientos, ….pero finalmente reflexiono y la experiencia me dice no estoy conforme ni convencido de que esto pueda ser así ni que exista gente lo suficientemente bondadosa y con el suficiente valor para superar esos defectos que al parecer terminan siendo muy inherentes a la naturaleza humana, y son el origen y causa de muchos males; aunque algunas veces, cual ingenuo he imaginado que el espacio donde estoy pueda ser el espacio amable de todo el mundo, pero al final me doy cuenta de que es ahí donde despierto y comparto la realidad de la vida, desayunado realidades crueles, tragando el sapo diario de los demás y a lo que obligan las circunstancias, la agria ración diaria de infelicidad, el torear las situaciones, la realidad irrevocable de la denigración humana y de su miseria de espíritu, y no sé si me confundo pensando en que una de las cosas peores son la corrupción moral de los dirigentes, especialmente los políticos, que vaya dicho sea el caso, no encuentro demasiada diferencia con la corrupción moral propia de los delincuentes, esos que roban, que engañan, que infringen las buenas maneras, que te faltan al respeto, que dan mal ejemplo, que te degrinan, y encima carecen de escrúpulos y de vergüenza …tanto estén en la cárcel, o que vayan bien vestidos y bien limpios con un gran cochazo que define su status social conseguido en la vida de forma completamente deshonesta. Esto lo digo por lo que me ha dado qué pensar en ese futuro que nos espera, lo absurdo de, por ejemplo, que los simples chorizos sinvergüenzas que delinquen son mejor tratados en la cárcel, que cualquiera de nuestros ancianos, algunos de los cuales (no todos, naturalmente) han llevado una vida honorable, respetable, de lucha y de sacrificio, y encima tienen que pagarse el precio de su propia marginación.¿No será que apenas hay mucha diferencia entre el político que legisla mal y encima cobra un buen sueldo del Estado por hacer la mala faena de dejar el país peor, y un delincuente que hay que tener en la cárcel, separado del resto de la sociedad?. Quizás sea porque los políticos se arriesgan y saben que robando, engañando y mal gobernando, saben que cualquier día, cualquiera de ellos también puede terminar en la cárcel, y por lo menos es un lugar que hay que dejarla en un mínimo de buenas condiciones. La razón de esa reflexión es el e-mail que me ha enviado una amiga, y que dice textualmente lo siguiente:


UNA GRAN IDEA



Colocar a las personas de edad en las cárceles y los delincuentes en las residencias o asilos de ancianos.


• De esta manera, nuestros ancianos tendrían acceso a una ducha todos los días, al ocio, paseos, medicamentos, exámenes dentales y médicos regulares.


• Recibirían sillas de ruedas etc.


• Recibirían el dinero en vez de pagar por su alojamiento.


• Tendrían derecho a la vigilancia continua por video, por lo que de inmediato recibirían la asistencia después de una caída u otra emergencia.


• Sus camas se lavarían dos veces a la semana, lavada y planchada la ropa con regularidad.


• Un guardia vendría cada 20 minutos y les llevaría sus comidas y sus bocadillos directamente a su habitación.


• Tendrían un lugar especial para recibir a su familia.


• Tendrían acceso a una biblioteca, sala de ejercicios, terapia física y espiritual, así como la piscina e incluso la enseñanza gratuita.

• Pijamas, zapatos, zapatillas y asistencia jurídica gratuita bajo petición.


• Habitación, privada y segura para todos, con un patio de ejercicios, rodeado por un hermoso jardín.


• Cada hombre de edad tendría derecho a un ordenador, televisión, radio y llamadas ilimitadas.

• También dispondrían de una habitación para sosiego sexual como medida terapéutica.

• Tendrían una "junta directiva" para escuchar las quejas y los guardias tienen un código de conducta que debe respetarse!


• Los delincuentes tendrían platos fríos, se quedarían solos y sin vigilancia.

• Las luces se apagarían a las 20: 00 hrs.

• Tendrían derecho a un baño a la semana, vivirían en una pequeña habitación y por la que tendrían que pagar al menos 1.500 euros por mes, sin esperanza de salir con vida!


De esta forma habría justicia para todos!


Abuelo/a antes de ir a una residencia mata a un político.